• viernes 12 de agosto del 2022

Detenido un joven individuo que aún no ha alcanzado la edad adulta por atracar a punta de pistola un lugar en Coria

img

CORIA (CÁCERES), 4 Ago.

La Guardia Civil ha detenido a un joven individuo que aún no ha alcanzado la edad adulta por atracar un lugar en la ciudad cacereña de Coria, en el que conminó a su solicitado con una escopeta de balines, y se llevó 1.800 euros de la caja registradora.

Los hechos sucedieron en la noche del pasado viernes, 29 de julio, en el momento en que la Guardia Civil tuvo conocimiento de un atraco a punta de pistola, en un lugar de supermercado en Coria.

Durante la investigación, los agentes visiaron las imágenes de las cámaras de seguridad del local, un comercio minorista de alimentos, en las que confirmaron de qué forma el atracador "iba vestido con prendas de manga extendida, gorra y mascarilla, con la intención de complicar su identificación tapando sus aspectos faciales".

Tras el visionado, los agentes averiguaron que el supuesto creador accedió al comercio hasta en tres oportunidades, comprando una bebida en la primera visita, pero en el momento en que iba a abonar la proporción de la bebida comprada en la última, aprovechó para obtener un arma de aire comprimido de su espalda y sin dejar de encañonar al ligado, extrajo el dinero de la caja registradora, por un valor de 1.800 euros, según manifestó el denunciante.

Explica la Guardia Civil en publicación oficial que la colaboración ciudadana fué primordial para la resolución de la investigación, tal como la de los propios familiares del detenido, quien decidió entregarse aseverando ser el creador del hurto y entregando 780 euros.

Asimismo, el menor confesó el sitio donde había escondido el arma, siendo de esta forma recuperada por los agentes.

Por todo ello, fue detenido y después, puesto en independencia, quedando bajo la guarda y custodia de su progenitora, debiendo comparecer frente a la Fiscalía de Menores de Cáceres por un delito de hurto con crueldad y también intimidación.

La investigación fué llevada a cabo por agentes del Equipo de Policía Judicial de Coria.