• viernes 3 de febrero del 2023

El Presupuesto de Extremadura para 2023 va a estar dotado con 7.776 millones, un 11 por ciento mucho más que el de 2022

img

MÉRIDA, 17 Oct.

El emprendimiento de Presupuestos de Extremadura (PGEx) para 2023 va a estar dotado con 7.776 millones de euros, lo que piensa un 11 por ciento de aumento sobre el del ejercicio 2022 y, por consiguiente, 774,6 millones de euros mucho más.

Así, siete de cada diez euros (4.798,1 millones de euros) de las cuentas de 2023 van a estar aplicados a políticas sociales, lo que representa un 9,2 por ciento mucho más que en el presupuesto 2022, según ha señalado la vicepresidenta primera y consejera de Hacienda y Administración Pública de la Junta, Pilar Blanco-Morales, en rueda de prensa una vez que el Consejo de Gobierno autonómico ha aprobado esta tarde en sesión excepcional el artículo de los PGEx del próximo ejercicio.

Dicho artículo va a ser registrado por Blanco-Morales este martes, día 18, en la Asamblea de Extremadura, donde empezará entonces su tramitación parlamentaria que le va a llevar hasta su aprobación determinante.

En estos capitales, según explicó la vicepresidenta primera, se recogen "ciertas ideas, iniciativa y también ideas que han movido los conjuntos políticos" en las diálogos anteriores que hasta el día de hoy han venido sosteniendo con la Junta en consecutivas asambleas; y se incluye asimismo la rebaja de tasas y costes públicos --por un montante de 20 millones de euros-- anunciada hace algunas semanas por el presidente de la zona, Guillermo Fernández Vara.

En preciso, a lo largo de su intervención frente a los medios este lunes, Blanco-Morales ha desgranado ciertas "líneas escenciales" de los PGEx 2023, si bien no ha profundizado en puntos específicos.

Sí ha adelantado que la dotación en 2023 para políticas de Sanidad medra prácticamente un diez por ciento sobre las cuentas de 2022; las de Dependencia incrementan un diez,6 por ciento; la de Promoción Social mucho más del 17 por ciento; la de Educación en torno al 6 por ciento; y la de Vivienda sube prácticamente un 60 por ciento.

Asimismo, las políticas económicas para "acompañar y remarcar" la restauración suben mucho más de un 11 por ciento y alcanzan la cifra de 1.844,6 millones). En este capítulo, resalta el 22 por ciento de desarrollo en la dotación de las políticas de Innovación y Tecnología; las Infraestructuras con un 18,9 por ciento de incremento; y Empresa con un 9,5 por ciento de aumento sobre el presupuesto de 2022.

Según ha señalado, Blanco-Morales, las cuentas regionales se han elaborado "desde la prudencia", de las previsiones que metodológicamente prosiguen las sugerencias de la Airef, y "tiene el respaldo de la Airef, que ha avalado el cuadro macroecónomico que sosten estos capitales".

En preciso, los indicadores de desarrollo para 2023 con el que las cuentas para el próximo ejercicio se han elaborado suponen un desarrollo del 1,85 por ciento del PIB extremeño y del 0,85 por ciento del empleo.

Así, los PGEx integran a juzgar por los indicadores de desarrollo basados en los datos de "restauración" de este ejercicio, y sabiendo los "retos y intimidan" que se ciernen sobre la sociedad, medidas a fin de que "de manera ágil y eficiente minorar, amortiguar el encontronazo de las incertidumbres".

Y ello "siempre y en todo momento con particular atención a esos que mucho más padecen este aumento de los costos, de los modelos y de los servicios", y "siempre y en todo momento sin poner bajo riesgo otras políticas, que son las que garantizan los servicios públicos, que forman la columna vertebral del Estado de Confort".

Más información

El Presupuesto de Extremadura para 2023 va a estar dotado con 7.776 millones, un 11 por ciento mucho más que el de 2022