Crónica Extremadura.

Crónica Extremadura.

Las pernoctaciones extrahoteleras en Extremadura disminuyen un 6,45% en junio, superando las 91.100.

Las pernoctaciones extrahoteleras en Extremadura disminuyen un 6,45% en junio, superando las 91.100.

MÉRIDA/MÉRIDA, 1 Ago.

El número de pernoctaciones realizadas en los establecimientos turísticos extrahoteleros de Extremadura (apartamentos, campings, alojamientos rurales y albergues) se ha situado en 91.191 durante el mes de junio pasado, un 6,45 por ciento menos que en 2022.

Asimismo, en junio, se han alojado 40.216 viajeros en estos establecimientos, un 7,99 por ciento menos que en el mismo mes del año anterior.

De esta forma, el turismo rural ha disminuido interanualmente en viajeros un 16,43 por ciento y en pernoctaciones un 11,7 por ciento en este mes, mientras que la estancia media se sitúa en 2,18 días, produciéndose una tasa interanual del 5,83 por ciento%.

Por su parte, en los apartamentos turísticos extremeños ha aumentado el número de viajeros un 10,56 por ciento y las pernoctaciones un 18,29 por ciento. La estancia media ha subido un 7,21 por ciento en este mes, según ha informado en nota de prensa el Instituto de Estadística de Extremadura en nota de prensa.

Además, el número de viajeros que se han alojado en campings en Extremadura ha disminuido respecto al mismo mes de 2022 un 16,28 por ciento y las pernoctaciones un 22,93 por ciento. La estancia media alcanza 2,48 días, un 7,81 por ciento menos que en junio de 2022.

Finalmente, en albergues extremeños se han alojado 1.137 personas y se han producido 2.699 pernoctaciones. La estancia media se ha situado en 2,37 días.

En el conjunto del país, las pernoctaciones en alojamientos turísticos extrahoteleros españoles (apartamentos, campings, alojamientos de turismo rural y albergues) han crecido un 9,1 por ciento durante los seis primeros meses del año, respecto al mismo periodo del año anterior.

Además superan en un 7,4 por ciento a las de los seis meses del año 2019, según datos del Instituto Nacional de Estadística (INE) hechos públicos este martes.

La encuesta de ocupación en alojamientos turísticos extrahoteleros (EOAT) muestra que estas pernoctaciones han descendido un 3 por ciento el pasado mes de junio respecto al mismo mes de 2022. Las de residentes han bajado un 8,6 por ciento, mientras que las de no residentes han aumentado un 2,6 por ciento.

La estancia media en junio se ha situado en 3,8 pernoctaciones por viajero.

Respecto a los precios estos han subido un 9,3 por ciento en el caso de los apartamentos turísticos, un 4,9 por ciento en campings y un 5,1 por ciento en los alojamientos de turismo rural.