• sábado 28 de enero del 2023

Más de 300 efectivos y 17 aeronaves tratan de frenar el progreso de las llamas hacia Nuñomoral

img

MÉRIDA, 12 Jul.

Más de 300 efectivos de los cuerpos de extinción de incendios forestales extremeños y nacionales, apoyados por 17 medios aéreos, prosiguen haciendo un trabajo en la región perjudicada por el incendio de Las Hurdes al norte de Ladrillar, entre Río Malo de Arriba y el flanco que da al valle de Nuñomoral, para eludir el progreso de las llamas en la región.

El propósito marcado a esta en este momento que el fuego no salte del otro lado del valle. Actualmente hay "escasas llamas" en la región, pero sí una "enorme columna de humo" y el plantel de extinción está refrescando el área perimetrada, según comunica el directivo general de Política Forestal, Pedro Muñoz.

En un aviso, el Ejecutivo extremeño destaca que en este género de incendios y gracias a las elevadas temperaturas, las visualizaciones de las llamas son "muy probables".

En cuanto a los equipos de actuación, se termina de integrar otro batallón de la UME que viene de León que va a trabajar en conjunto en las provincias de Cáceres y Salamanca, al lado del dispositivo del Plan INFOEX, y el resto de efectivos de la Unidad Militar de Emergencias, según ha expuesto.

Entre medios autonómicos, del Gobierno de Castilla y León y el Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico (Miteco) trabajan mucho más de 300 expertos y 17 medios aéreos contra el fuego proclamado la tarde de este lunes que ha asolado unas 2.500 hectáreas en Extremadura.

De los elementos alejados, seis corresponden a entidades de tierra, hay cinco especialistas, 4 agentes del medio natural, 4 máquinas, cinco aeroplanos, un kamov, 2 Brif, 4 helicópteros rápidos, otro de coordinación, 2 autobombas pesadas y un vehículo jefe del SEPEI.

Además, están actuando 27 agentes de la Guardia Civil, personal de Cruz Roja con 2 ambulancias y un vehículo amoldado, que continúan en Nuñomoral, donde asimismo se han alejado cinco buses, por si acaso hubiese que desocupar la población.

Además, se han instalado 2 cobijes para atender a la gente expulsadas, uno en Montehermoso, con 160 plazas, y otro en Coria, con otras 200 plazas.

En Vegas de Coria se instaló el Puesto de Mando Avanzado, para coordinar las actuaciones, a donde asimismo se han apartado una ambulancia y 2 equipos de logística.

Más información

Más de 300 efectivos y 17 aeronaves tratan de frenar el progreso de las llamas hacia Nuñomoral