Crónica Extremadura.

Crónica Extremadura.

Extremadura premia la ciencia, la sanidad, la educación, el periodismo y el deporte con medallas.

Extremadura premia la ciencia, la sanidad, la educación, el periodismo y el deporte con medallas.

MÉRIDA, 8 Sep.

La comunidad autónoma ha celebrado este jueves el acto de entrega de sus Medallas de Extremadura en el Teatro Romano de Mérida que en esta ocasión ha reconocido la labor de instituciones de los ámbitos de la investigación, la educación, la sanidad, el periodismo y el deporte.

En concreto, han recogido la máxima distinción que concede la comunidad autónoma el equipo investigador del yacimiento tartésico de Casas del Turuñuelo, en Guareña; la unidad de oncohematología del Hospital Materno Infantil de Badajoz; El Periódico de Extremadura; el Colegio de Nuestra Señora del Carmen Vedruna de Villafranca de los Barros y el Rally de la Vendimia de Almendralejo, recibirán las Medallas de Extremadura de este año 2023.

En nombre del equipo investigador del yacimiento de Casas del Turuñuelo, en Guareña, donde recientemente han salido a la luz las primeras representaciones humanas de la cultura tartésica, los arqueólogos Sebastián Celestino y Esther Rodríguez, quienes han vuelto a reafirma la importancia de los hallazgos que se han "propuesto cambiar los libros de historia" desde Extremadura.

Sebastián Celestino ha reconocido que cuando comenzaron los trabajos en 2014 no tenían "ni la menor idea" de lo que había, pero en apenas un par de años ya vieron "lo que iba a suponer" de trabajo y de investigación.

Actualmente trabajan en estos hallazgos 29 grupos de investigación, 70 científicos que "son los que le han catapultado a su dimensión internacional". Un yacimiento que aún es imposible visitar, y que el día que sea posible será "tan feliz" como el de hoy para todo el equipo.

Por su parte, Esther Rodríguez ha subrayado que los cinco relieves de rostros humanos hallados "se han propuesto cambiar los libros de historia", situando a Extremadura a la cabeza de la investigación de esta cultura.

A su vez, la Unidad de Oncohematología del Hospital Materno Infantil de Badajoz ha recibido el galardón a propuesta de la Asociación de Médula Ósea, para reconocer la tarea de los profesionales sanitarios que llevan desde 2005 entregados al bienestar de niños y adolescentes que padecen cáncer.

El jefe de la unidad, José Manuel Vagace, acompañado por Mari Carmen Monterde, ha mostrado el orgullo por el reconocimiento, y el agradecimiento a todos los que les han propuesto para el galardón, especialmente "a los padres de nuestros niños".

Unos niños enfermos de cáncer, quien a día de hoy "la inmensa mayoría se curan", pero que lamentablemente "esto no siempre es posible". Es el testimonio y las cartas de felicitación de los padres de los que "no han tenido suerte" y sus cartas de felicitación las que más les reconforta.

Vagace no ha perdido la oportunidad de expresar la necesidad de aumentar la financiación de la sanidad para afrontar "los retos" que tienen por delante, ya que el futuro próximo traerá "grandes cambios" de la mano de las nuevas terapias dirigidas irán sustituyendo a la quimioterapia en el tratamiento de la enfermedad.

Por su parte, el presidente del grupo editorial Prensa Ibérica, Javier Moll, ha recogido el galardón, cuya candidatura fue impulsada por el Ayuntamiento de Cáceres con motivo del centenario del rotativo. En su discurso, ha compartido el premio con todos los profesionales que han pasado por el rotativo.

Un diario que se ha transformado en estos años manteniendo principios fundacionales como "el rigor, la calidad y la independencia", ha asegurado, así como el trabajo "con sentido de responsabilidad, lealtad y vocación de servicio público".

"El periodismo juega papel esencial para asentar los pilares que sostiene nuestra democracia", ha señalado Moll, quien ha añadido que este reconocimiento viene a reconocer que el periódico es ya una "parte indisociable del acervo cultural" de Extremadura, y de que la sociedad extremeña "apuesta por el periodismo de calidad".

Otro ayuntamiento, en este caso el Villafranca de los Barros, junto a la Mesa de la Asamblea de Extremadura, presentó la candidatura para el reconocimiento del Colegio de Nuestra Señora del Carmen Vedruna, para reconocer a una de las instituciones educativas más veteranas de la región.

Isabel Grajera, la directora general del colegio, ha hecho partícipe a todos los miembros del centro que han sabido continuar el camino "en condiciones nada fáciles" de quienes les precedieron en los 125 años de historia del centro.

Un largo periodo de tiempo en el que no ha cambiado el objetivo de "educar para cambiar el mundo", manteniendo una apuesta por la calidad que ha convertido al centro en un referente en la comunidad, sustentado en valores como la dedicación, el altruismo, la solidaridad, la compasión y la excelencia en la educación, todo ello, con el objetivo de lograr el "máximo potencial personal y académico" de los alumnos.

El ayuntamiento de Almendralejo propuso la Medalla de Extremadura para el Rally de la Vendimia. Juan Pardo, presidente del Motor Club de Almendralejo, y uno de los fundadores de esta competición con más de medio siglo de historia, ha recogido un galardón que, ha dicho, "premia una trayectoria".

La historia de una competición que arrancó en 1970 y que en sus 51 ediciones cuenta en su palmarés con campeones del mundo como Carlos Sainz y Gustavo Treyes, y otros de España como Chus Puras o Luis Monzón, entre otros.

En su intervención no han faltado las palabras de agradecimiento a las muchas personas que le han acompañado en esta aventura y que no han podido ver este reconocimiento.

Todos ellos han sido ovacionados por el público del Teatro Romano, que se ha puesto en pie una decena de veces, y no solo para aplaudir a los galardonados, pues una de las más intensas ha sido la que ha recibido el marchador Álvaro Martín Uriol, tras lograr dos medallas de oro en los campeonatos del mundo de Budapest.

También han entregado alguno de los reconocimientos el doctor Jesús Usón, la periodista Isabel Bravo, la académica Asunción Gómez, y la presidenta de la Junta de Extremadura, María Guardiola.

El acto, conducido por los periodistas Ana Pecos y Juan Pedro Sánchez, ha estado pendiente del cielo de Mérida, pues la lluvia ha hecho aparición en un par de ocasiones, sin que su intensidad y persistencia hayan provocado cambios en el desarrollo del mismo.

La Banda Sinfónica de la Diputación de Cáceres ha sido la encargada de poner la música al evento, con la interpretación de los himnos regional, nacional y de la Unión Europa. La joven cantante Violeta Mostazo, de 11 años, ha interpretado el himno de Extremadura, y la soprano Mariló Balsera ha cerrado con su actuación la gala.

Además, de los galardonados, han tomado la palabra la presidenta de la Junta, así como la científica María Victoria Gil, quien ha pronunciado el discurso ciudadano, además del alcalde de Mérida, Antonio Rodríguez Osuna, quien ha repasado la historia de la ciudad, centrándose en todas las ocasiones en las que ha sido capital, la última desde que en 1983 así lo reconociera el Estatuto de Autonomía de Extremadura.