Crónica Extremadura.

Crónica Extremadura.

Gallardo afirma que el regadío en Tierra de Barros depende de la "voluntad" de la Junta, no de más ayuda del Gobierno

Gallardo afirma que el regadío en Tierra de Barros depende de la

En la localidad de Almendralejo, provincia de Badajoz, el líder del PSOE de Extremadura, Miguel Ángel Gallardo, ha afirmado que el proyecto de regadío en Tierra de Barros no necesita ayuda adicional del Gobierno de España en este momento, sino más bien la voluntad del gobierno regional.

Según Gallardo, si el problema radica en obtener apoyo financiero del Gobierno central para el proyecto, entonces la Junta de Extremadura debe entablar conversaciones con el Ejecutivo nacional para garantizar esos fondos adicionales.

El secretario general señaló que Tierra de Barros actualmente no requiere asistencia adicional del Gobierno de España, sino que necesita el compromiso por parte del gobierno regional. Criticó la gestión de María Guardiola, a quien se refirió como "la señora Mentirola", acusándola de desviar la atención de los verdaderos problemas de Extremadura.

En una reunión con la comunidad de regantes y una visita a la cooperativa Viñaoliva en Almendralejo, Gallardo expresó su preocupación por la falta de avances en el proyecto de regadío. Afirmó que la región necesita soluciones concretas y valientes, en lugar de politiquería y culpar a otros por la inacción.

Gallardo se comprometió a apoyar a los regantes y a trabajar para que el regadío de Tierra de Barros se consolide y no se desvíen los fondos asignados. Además, criticó la gestión del gobierno regional en relación a las ayudas al sector de la viña, calificándolas como insuficientes.

El líder del PSOE de Extremadura destacó la importancia de apostar por una agricultura productiva y sostenible, y reiteró su compromiso con el proyecto de Tierra de Barros. Instó a despolitizar el tema y enfocarse en garantizar el riego en la región.

Gallardo subrayó la necesidad de avanzar con acciones concretas en el proyecto de regadío y se comprometió a asumir posibles costos adicionales. Criticó la falta de progreso en el proyecto y la retención de fondos destinados a Tierra de Barros.

En conclusión, el líder socialista manifestó su respaldo al sector cooperativo y la importancia de incentivar la agroindustria y facilitar la tramitación de nuevos proyectos en la región. Afirmó que los gobiernos deben apostar por el desarrollo sostenible del sector primario y apoyar a los agricultores en la competencia en los mercados.